Cambiar la actitud de tristeza constante.